<!-- --><style type="text/css">@import url(https://www.blogger.com/static/v1/v-css/navbar/3334278262-classic.css); div.b-mobile {display:none;} </style> </head><body><script type="text/javascript"> function setAttributeOnload(object, attribute, val) { if(window.addEventListener) { window.addEventListener('load', function(){ object[attribute] = val; }, false); } else { window.attachEvent('onload', function(){ object[attribute] = val; }); } } </script> <div id="navbar-iframe-container"></div> <script type="text/javascript" src="https://apis.google.com/js/plusone.js"></script> <script type="text/javascript"> gapi.load("gapi.iframes:gapi.iframes.style.bubble", function() { if (gapi.iframes && gapi.iframes.getContext) { gapi.iframes.getContext().openChild({ url: 'https://www.blogger.com/navbar.g?targetBlogID\x3d6859923\x26blogName\x3dLos+hijos+del+Pat%C3%B3n\x26publishMode\x3dPUBLISH_MODE_BLOGSPOT\x26navbarType\x3dTAN\x26layoutType\x3dCLASSIC\x26searchRoot\x3dhttp://rorrobb.blogspot.com/search\x26blogLocale\x3des_VE\x26v\x3d2\x26homepageUrl\x3dhttp://rorrobb.blogspot.com/\x26vt\x3d4724093474609162902', where: document.getElementById("navbar-iframe-container"), id: "navbar-iframe" }); } }); </script>

1.4.05

Andrés Galarraga 1985-2004

El 23 de agosto de 1985, los Expos de Montreal le dieron la oportunidad de debutar en las Grandes Ligas a Andrés Galarraga, quien de esta manera se convertía, a los 23 años de edad, en el Venezolano número 39 en jugar en el mejor béisbol del mundo.

Andrés formaría parte del extinto equipo Canadiense hasta la temporada de 1991, para pasar a jugar con los Cardenales de St. Louis. Para ese momento, el criollo había estado lesionado y su rendimiento se había visto drásticamente afectado, por lo que muchos pensaron que su permanencia en el Big Show no sería larga, pero durante su estadía en la ciudad del arco gigante, Galarraga conoció a Don Baylor, quien para ese entonces era el coach de bateo del equipo. Baylor lo ayudó a recuperarse luego de una fractura en la muñeca causada por un pelotazo, cambiándole la forma de pararse en el plato para enfrentar a los lanzadores.

Durante la segunda mitad de 1992, el Gato perfeccionó su nueva manera de batear, pero no fue sino hasta el año siguiente que tuvo la oportunidad de demostrarle al mundo la clase de pelotero que era. En 1993 las Grandes Ligas se expanden para agregar dos nuevos equipos: los Marlins de Florida y los Rockies de Colorado. Estos últimos contratarían a Baylor como su primer mánagar, y lo primero que este hizo al asumir el cargo fue exigir la selección de Galarraga, quien de esa manera se convirtió en la primera estrella en firmar con el equipo montañoso.

A partir de esa temporada, la estatura de Andrés como pelotero creció exponencialmente, comenzando a acumular excelentes números ofensivos (seguramente ayudados por la altura del estadio, pero no lo suficiente como para restarle méritos al nuestro). En esa primera temporada, Andrés obtiene el título de bateo con un fenomenal promedio de .370 (el más alto en 45 años para cualquier pelotero no llamado Tony Gwynn), y en años siguientes dominaría su liga también en jonrones y empujadas, estableciendo en cada oportunidad, una nueva marca para peloteros criollos.

Luego de seis temporadas con los Rockies, Andrés pasa a vestir la camisa de los Bravos de Atlantal, eternos campeones divisionales, con quienes demuestra que su bate era real y no un efecto óptico causado por la altura de Denver.

Pero con las cosas buenas también llegaron unas malas. Ese mismo años, Andrés es diagnosticado con el Mal de Hodgkins, una forma de cáncer, que lo obliga a perder la temporada de 1999 completa. Pero Andrés tuvo la fuerza de espiritú suficiente para reponerse de su enfermedad (con ayuda médica), regresando al diamante en el 2000.

Después de esa temporada, su rendimiento comenzó a bajar, en parte por haberse debilitado por su enfermedad y por un recaimiento en la misma, y en parte por el envejecimiento natural de los peloteros. En esta etapa, el Gato jugó para diferentes equipos, incluyendo a los Rancheros de Texas, los Gigantes de San Francisco, los Angelinos de Anaheim y un retorno a sus queridos Expos.

Luego de 20 años y 19 temporadas, Andrés se retiró luego de participar en el entrenamiento de verano del 2005 como invitado por parte de los Mets de New York, con quienes intentó jugar una última zafra.

Al momento de su retiro, Galarraga lidera varias categorías ofensivas para peloteros criollos, incluyendo jonrones, dobles, carreras empujadas, bases alcanzadas y ponches, además de estar entre los diez primeros en muchas otras.

Sus numeritos de bateo son los siguientes

JG

AB

H

2B

3B

HR

CA

CE

BB

SO

BR

.AVG

.SLG

.OBP

2257

8096

2333

444

32

399

1195

1425

583

2003

128

.288

.499

.347


Galarraga fue premiado con dos Guantes de Oro por su habilidad como fildeador, en las temporadas de 1989 y 1990, y recibió el premio Silver Slugger como el primera base mejor bateador de la Liga Nacional en 1988 y 1996. En seis ocasiones (1988, 1993, 1994, 1996, 1997, 1998) terminó entre los diez primeros en la votación para el Jugador Más Valioso.


Si quieres ver la lista completa de Venezolanos, haz click aquí


comentarios:
tremendo jugador. Un dato curioso es que a la fecha es el jugador con más ponches recibidos con 2003, después de los 2584 de Mr. October y los 2110 de Sammy Sosa. Buenísimo tu blog, saludos!

   
Si existe la vida despues de la muerte o la reencarnacion quisiera ser en mi otra vida un ser tan especial como lo es Andrés Gallaraga, definitivamente para mé el mejor pelotero que hasta la fecha conozca, saludos...

Muy bueno tu blog Rorro, felicitaciones!!!

   
ANDRES GALARRAGA UN EJEMPLO A SEGUIR POR TODADS LAS PERSONAS SIN DUDA ALGUNA UN SER HUMANO MARAVILLOSO TANTO COMO PELOTERO COMO PERSONA ANDRES ERES EL MEJOR DIOS TE BENDIGA SUERTE!!

   
amigo quiero saber cual es tu opinion sobre las chances de galarraga para entrar al salon de la fama

   
Galarraga no tiene chance alguno de entrar en el Salón de la Fama...

   
Publicar un comentario

Regresa a la página anterior...